>

¿Caso cerrado?

Santiago González

Viene a resultar que durante la investigación de la financiación de ETA que se desarrollaba en el 4 de mayo de 2006, un tipo que dijo ser policía se acercó al propietario del bar Faisán, en la frontera de Behobia, y le pasó un teléfono. Al otro lado de la línea, otro policía advierte al sospechoso de que ande con tiento, que tiene el teléfono controlado y que si piensa pasar la frontera con nueve botellas (millones de las antiguas pesetas en clave) lleve botellas de vino de verdad. En aquellas fechas, instruía las diligencias el juez Fernando Grande-Marlaska, por hallarse Garzón en su aventura americana.
El titular vuelve a su juzgado el 30 de junio y el caso Faisán deja de ser noticia hasta ayer mismo, al pedir la Fiscalía el sobreseimiento y archivo de la causa. Es la primera vez que una investigación del juez Garzón con gancho mediático permanece en el más riguroso secreto de sumario, sin filtraciones ni alharacas en cada diligencia. Esto demuestra que cuando quiere, puede.
Llama la atención que los autores del informe policial, sean, segúm el escrito del fiscal, “los que intervinieron en la previa investigación de la trama de financiación y formaban parte del dispositivo policial que se puso en marcha los días 3 y 4 de mayo de 2006”. Hace ya casi veinte siglos que Juvenal escribió en una de sus ‘Sátiras’: “¿Quién vigila a los vigilantes?”
El escrito considera indemostrable la culpabilidad de los tres imputados: el director general de la Policía, El jefe superior de Policía en el País Vasco, en el papel de ‘Garganta profunda’ y un inspector de Vitoria (ya ascendido a comisario), como el hombre del móvil. Uno de sus argumentos principales es que el comunicante de Elosua da a éste algún detalle que “sólo se podría saber por alguien que estuviese familiarizado muy de cerca con la investigación, ya que no se ha hecho constar en ningún informe”.
Así las cosas, tal vez la investigación debería haberse encomendado a otros agentes menos cercanos. Qué decir de las diligencias de reconocimiento: “Hasta en dos ocasiones han resultados baldías”. La primera, con álbum fotográfico; la segunda, con rueda, practicada en enero de 2009, en la que, “de forma concluyente, Elosúa no reconoció a ninguno de los componentes de la rueda, entre los que se encontraba el Inspector de Vitoria.”
O no quiso reconocer. No era una víctima tratando de reconocer a su agresor, sino un presunto delincuente tratando de no identificar a su cómplice, si de ello se iba a derivar un perjuicio para ambos.
La Fiscalía concluye que no concurren claros indicios incriminatorios que acrediten la participación de persona alguna en los hechos”, por lo que pide “el sobreseimiento provisional y el archivo de la causa”. Claro que hay indicios de la participación de personas (al menos dos) en los hechos. Lo que el fiscal debió escribir es que no ha podido establecer su identidad.
La cuestión es si las van a seguir buscando o si el sobreseimiento provisional es un eufemismo que significa carpetazo. No hay muchos hitos comparables al caso Faisán en la historia de la criminalística española: el crimen de los Galindos y el asesinato de Marta del Castillo. Bueno, y el caso Redondela y el de los marqueses de Urquijo y la desparición del Nani, entre otros. Qué nivel, Maribel.
Anuncios

Acerca de Santiago González

Periodista. Columnista de El Mundo. Ha publicado "Un mosaico vasco" (2001), "Palabra de vasco. La parla imprecisa del soberanismo" (2004), "Lágrimas socialdemócratas. El desparrame sentimental del zapaterismo" (2011) y "Artículos 1993 - 2008" (2012). Premio de Periodismo El Correo 2003.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s